Manual del Opinólogo 2.0

opinologos

“La transmisión de conocimiento se fija en forma distinta al ser comunicada por diferentes dispositivos (ver: http://www.scientificamerican.com/article.cfm?id=reading-paper-screens), nuestros cerebros responden de manera distinta frente al mismo contenido recibido por diversas plataformas. Por ejemplo, el mismo texto leído en una tablet o en papel se “suelda” de manera diferente (se recuerda más lo leído en papel) porque la tablet está asociada al entretenimiento, un tipo de contenidos que pemite una atención más discontinua. Ejemplo: a la gente, al ver a Lanata, le queda que el kirchnerismo roba con la obra pública pero no puede alcanzar a comprender en detalle la interrelación de los papeles que Lanata muestra en pantalla porque la naturaleza de la televisión no es la más apta para profundizar más allá de determinado nivel. A la vez, la televisión es infinitamente más poderosa para instalar ideas puntuales: Kirchner = Báez = corrupción = plata negra (y mucha)”

La cita es de la nota que está al pie y que trata sobre el escándalo que generó el programa de TV de Lanata respecto a las acusaciones de corrupción contra allegados al kirchnerismo, pero sobre todo, es un debate sobre la forma en que los lectores reciben un estímulo, una noticia en este caso, de diferente forma de acuerdo al dispositivo. Según la opinión del autor, ver algo por TV va directo al impacto y no nos permite comprender y racionalizar en profundidad el hecho. Así, si la TV no permite nuestra atención más crítica, entonces, ¿Qué tipo de comprensión facilita Internet?

Todos vimos al otro día de emitirse el programa innumerables posteos en Facebook a favor y en contra de Lanata y la facilidad con que una persona, en un segundo, puede compartir la opinión de tal o cual persona y debatir u opinar él mismo así como también hay todos los días discusiones en torno a cuestiones que se generan y mueren en Internet (a veces, pasando a los demás medios). El debate que abro es: ¿Internet potencia que participemos acaloradamente en discusiones que no nos interesan? ¿De ver la misma noticia o artículo en otro medio, nos involucraríamos? Lo que vemos en Internet ¿Nos hace más críticos o menos responsables de nuestras opiniones?

La nota: http://www.perfil.com/columnistas/Ver-a-Lanata-20130503-0037.html

 

Lorena Borgonovo, del grupo “Pantallas”